María G. de Jaime inaugura la temporada de abrigos con este modelo clásico de Mango

María García de Jaime es de esas caras nuevas que están irrumpiendo, poco a poco, en nuestra lista de influencers favoritas. Desde su boda con Tomás Páramo el pasado mes de septiembre -para la que escogió un precioso vestido clásico- no le hemos quitado el ojo de encima a sus looks. Sobre todo en su luna de miel, donde ha llevado grandes prendas virales como los famosos pantalones de Zara de Sara Carbonero o el vestido amarillo más bonito del otoño que le ha copiado hasta su amiga María Pombo.

Pero ha llegado el frío y los estilismos de María, como los de todas, han tenido que ser más abrigados. Tanto que la influencer ya ha estrenado un abrigo. Y lo ha hecho, como es ella, con uno de corte clásico e inspiración navy de Mango.

Una elección clásica, con un abrigo negro de lana con soble botonadura dorada, con los mismos botones que adornan la manga. Una prenda ideal para fondo de armario de invierno y una buena inversión a largo plazo porque pega con todo, tanto para el día como para la noche. Y por un precio que, para ser una abrigo, no está nada mal: 79,99 euros. Últimamente Mango no deja de darnos alegrías -la última ha sido con la colección cápsula que ha hecho para la firma Leandra Medine-.

El abrigo que lleva María G. de Jaime es de Mango y cuesta 79,99 euros.

María lo lleva con un sencillo look de vaqueros anchos de corte al tobillo y unos botines con cremallera y suela track -la última tendecia en calzado si quieres ir a la última-. No los que no tenemos localizados pero sí hemos conseguido fichar unoa muy parecidos, también en Mango, que cuestan 39,99 euros pero que ya tienen lista de espera.

Hemos fichado en Mango unos botins muy parecidos a los que lleva María G. de Jaime. Tienen suela track y cremallera y cuestan 39,99 euros. La mala noticia es que están prácticamente agotados.

Enre el abrigo y los botines, tenemos que reconocer que este sencillo look de María G. de Jaime nos ha conquistado. Y es que, casi siempre, menos es más.

Fuente: Leer Artículo Completo