Toñi Moreno habla con Sara Carbonero de las dificultades de ser madre

  • Toñi Moreno sorprende con su gran cambio físico
  • Las emocionantes palabras de Toñi Moreno a su hija por su cumpleaños

    Toñi Moreno ha sido la invitada de esta tarde en la sección de Sara Carbonero:’Que siga el baile‘, en Radio Marca. La presentadora andaluza se ha mostrado tal y como es: natural, sincera y extrovertida. Ha sido una entrevista de lo más agradable en donde Sara y ella han llegado a muchos conceptos que tienen en común: la maternidad.

    Sara Carbonero es madre de dos niños, Martín y Lucas, mientras que la andaluza acaba de ser mamá de su pequeña Lola. Toñi le confesaba a Sara lo duro que fue su proceso para convertirse en madre. No es la primera vez que escuchamos hablar a la de Sanlúcar de Barremeda sobre “la parte que no se cuenta” de la maternidad, incluido el postparto. “Lo he pasado muy mal en el postparto y me lo estoy currando muchísimo por necesidad. Tenía el suelo pélvico fatal y mi hija no tiene una madre joven y tengo que cuidarme. Bueno ahora he sido consciente del marrón en el que me he metido”, comenzaba explicando en la sección.

    https://www.instagram.com/p/CMNSVtDLDId/

    A post shared by Sara Carbonero (@saracarbonero)

    A pesar de estas dificultades, Toñi aseguraba que no arrepentirse de haber sido madre: “Mi hija ha dado un significado diferente a mi vida pero esto es muy duro y no lo cuentan. Es una personita que te necesita y tienes que estar 24 horas por ella y tengo ojeras todo el día, pero estoy feliz”, y es que entre risas, Toñi le confesaba a Sara algo sobre la periodista: “Siempre decía: ‘Yo quiero el embarazo de Sara Carbonero y de Isabel Jiménez que iban con la aceitunilla’“. Sara le ha apoyado en esos pensamientos. Sabe que no todo es oro lo que reluce: “Días de esos los tuvimos todas lo que pasa es que igual no fuimos tan valientes de contarlo”.

    https://www.instagram.com/p/CLKXDd0JItK/

    A post shared by Toñi Moreno (@tmoreno73)

    El tema del “dar el pecho” salía a la palestra y Toñi contaba que ella no se lo dio a Lola. Un tema bastante polémico, pero ella ha sido sincera y valiente: “No le he dado el pecho a mi vida y parece que estén crucificándote. Emocionalmente necesitaba cuidarme porque había tenido un embarazo muy malo y necesitaba estar 100% para mi hija. Lo hice así no sé si bien o mal. Yo tenía mucho miedo de la depresión postparto, por mis antecedentes, salí del hospital y tuve que volver. No podía parar de llorar, estaba muerta de miedo. La doctora me dijo: ‘Vas a estar cuatro días a lorazepames’“. Cada embarazo es un mundo y todos son importantes. Toñi y Sara han sido muy valientes en dar visibilidad a este tema.



    Fuente: Leer Artículo Completo