Qué fue de Álvaro Muñoz Escassi, el soltero de oro y donjuán oficial de los 2000 que le fue infiel a Lara Dibildos y tuvo hasta reality propio para conseguir pareja (y no lo logró)

Asiduo a los partidos de polo y las competiciones de salto la verdadera fama de Álvaro Muñoz Escassi tiene más que ver con lo publicado en la prensa del corazón que con sus logros deportivos. Desde que ganó su primer gran premio allá por 2001 hasta que le dijo adiós a la fama 15 años más tarde Álvaro Muñoz Escassi arrasó con todo y, sobre todo, con todas. Por su brazos desfilaron Vicky Martín Berrocal (con la que estuvo un año), la modelo Mireia Canalda (ella misma no se explicaba por qué rompieron), la también modelo Jessica Bueno (con la que se llevaba 15 años de diferencia), la actriz Patricia Ferrer (con la que planeaba una boda hasta que le fue infiel), la modelo María José Suárez

La lista de modelos seducidas por Escassi es larga, casi tanto que para cuando en 2015 se le vio junto a una bella joven rubia en un yate se supuso que era su nueva novia ¡y era en realidad su hija! Porque sí, si hay alguien capaz de tener un hijo con 19 años con una mujer de 32 y mantenerlo en secreto hasta que la criatura cumpla 20 ese es Álvaro Muñoz Escassi. La criatura en cuestión se llama Anna Barrachina y en un giro loco del destino acabó viviendo en casa de una de las ex de su padre, Lara Dibildos. La locura.

Los idilios más sonados y escandalosos de Álvaro Muñoz Escassi

Si hay que destacar un nombre del amplio listado de conquistas el primero que se nos viene a la cabeza es el de Lara Dibildos, la madre de su hijo Álvaro. La pareja se conoció en 2005 y protagonizó uno de los momentos televisivos que mejor representa la faceta de donjuán del sevillano.

Le pillaron besando a otra, le grabaron, las imágenes se retransmitieron y llamó en directo al programa de televisión en cuestión llorando a moco tendido para disculparse con Lara Dibildos. Ella le debió de perdonar porque siguieron juntos hasta octubre de 2007. ¿Lo mejor? Que la pareja, ya separada, ha logrado el equilibrio perfecto entre amistad y cariño perfecto. Pero otras de las mujeres que han pasado por la vida de Álvaro Muñoz Escassi no han tenido esa suerte.

Patricia Martínez, por ejemplo, también se enteró televisivamente de que Álvaro Muñoz Escassi no era su hombre idea. Sucedió cuando el jinete coincidió con Sonia Ferrer en un reality llamado “Mira quién salta” en el que varios famosos debían aprender a realizar saltos desde un trampolín a diferentes alturas. Tal cual, esto se emitía en televisión.

La química entre Sonia Ferrer y Álvaro Muñoz Escassi fue evidente desde el primer día y los rumores de infidelidad, también. En aquel momento él estaba comprometido con Patricia Martínez y Sonia Ferrer estaba casada. Dio igual, al final las parejas formales se rompieron, Sonia se divorció y los tortolitos acabaron juntos… hasta que su amor también hizo aguas al poco tiempo. Por su parte y como “venganza”, Patricia Martínez se despachó a gusto sobre el jinete en la revista Semana y participó en la segunda edición del mismo reality piscinero, viva el morbo.

El intento de retorno mediático de Álvaro Muñoz Escassi

Visto con perspectiva ni en el amor, ni en su faceta mediática Álvaro Muñoz Escassi ha logrado triunfar, quizá por eso se ha retirado de nuestro campo de visión. Por ejemplo, su único matrimonio fue por sorpresa tras un noviazgo fugaz con una rica empresaria venezolana, Raquel Bernal. y duró apenas cinco meses. Tras la separación ella seguía con su fortuna intacta y vendiendo exclusivas y él solo consiguió unos gemelos de oro y un reloj.

Su faceta televisiva también parece estar gafada. Además de demostrar sus habilidades para chapotear y ligar al mismo tiempo en “Mira quién salta”, Escassi participó en una edición de “Supervivientes” (que tuvo que abandonar en muletas), en “Acorralados” (donde se rumoreó, como no, que tuvo más que palabras con Raquel Bollo) y hasta tuvo un reality con su nombre en el que el objetivo era conseguirle novia: “I love Escassi”. Entrevistaron a 1.500 mujeres de entre 18 y 46 años, pero ninguna llegó hasta su corazón como tampoco logró Escassi conquistar a la audiencia.

Tras su divorcio con Raquel Bernal llegó el silencio mediático y Escassi desapareció de nuestras vidas y nuestras pantallas. Solo sabíamos de él a través de las fotos de Instagram con su ex Lara Dibildos y si le pillaban por la calle con la novia de turno. En 2019 hizo un breve y desafortunado intento de volver a palestra mediática presentándose en la alfombra roja del Festival de cine de Málaga, pero el comentario de todo el mundo fue “qué se ha hecho en la cara” (su respuesta, “nada, he tenido una reacción alérgica al sol”).

¿Volverá Álvaro Muñoz Escassi a nuestras vidas como antaño? ¿Seguirá siendo la versión 2.0 de Álvaro Muñoz Escassi el centro de las miradas femeninas 15 años después? De momento él parece muy relajado posando en playas paradisíacas en su cuenta de Instagram… pero démosle un poco más de tiempo.

Fuente: Leer Artículo Completo